sábado, 23 de abril de 2011

Baloncesto en Cine y TV (8): “Descubriendo a Forrester”

Por Jorge

El baloncesto no es ajeno a algunas generalizaciones que lleva implícito el deporte que no tienen porque ser ciertas como la que dice que quien ejercita su cuerpo no suele ser una lumbrera, vamos que ejercicio físico y desarrollo intelectual no casan bien.

Descubriendo a Forrester
La película “Descubriendo a Forrester” trata de romper ese estereotipo así como otros que tienen que ver con la condición social o la raza. Aprovechando que esta película relaciona baloncesto y libros, hoy que se conmemora el Día Internacional del Libro, y siguiendo la máxima de Juvenal que dice aquello de “mente sana en cuerpo sano” animo a que todo el mundo se acerque a los libros para aprender y cultivar su mente.


- La película: “Finding Forrester” (2000)

Narra la relación de un joven del Bronx (New York) con el baloncesto y la literatura. Gracias a un examen llama la atención de un instituto privado que además de por sus cualidades académicas le recluta para formar parte de su equipo de baloncesto.

El profesor de literatura queda asombrado por sus redacciones, pero sus prejuicios le llevaran a no creer posible que el joven tenga más capacidades que las propiamente atléticas, dada su condición social humilde y su raza.

Un concurso literario y la amistad del joven con un escritor que vive apartado de la sociedad (papel basado en la figura de
J. D. Salinger, autor del clásico “El guardián entre el centeno”) permitirán demostrar que el buen nivel deportivo, la condición social o la raza no son óbice para tener y poder desarrollar habilidades intelectuales.


- Los protagonistas

El director Gus van Sant (nominado al Oscar por “El indomable Will Hunting”) contó con un conjunto de actores ganadores del premio Oscar como principal reclamo de la película.

Sean Connery (famoso por ser el primer James Bond de la saga del agente 007), ganador del premio por “Los Intocables de Elliot Ness”, F. Murray Abraham, premiado por su papel en “Amadeus”, y Anna Paquin por su interpretación en “El Piano”.

El actor que encarna al joven que destaca tanto en el baloncesto como en la lectura y la escritura es Rob Brown. Éste fue su debut cinematográfico. Luego en su carrera, hasta el momento corta, podemos destacar un papel secundario en otra película con temática de baloncesto: “Coach Carter”.

- Los “one and done”

La expresión “one and done” se utiliza para referirse a los jóvenes jugadores de baloncesto que destacando en su etapa de high school, sólo juegan un año en la NCAA (liga universitaria estadounidense) debido al límite de edad (19 años) que tiene la NBA para acceder a su competición.

La película fue realizada antes de que la NBA instaurara en 2006 ese límite de edad para acceder a su competición. Sin embargo, en ella también se hace una velada referencia a esa generalizada idea que considera que los jóvenes deportistas estadounidenses que juegan en high school (instituto) o en la universidad pasan por esos centros con el único objetivo de alcanzar la mayor gloria deportiva posible para luego tener acceso a una universidad de mayor prestigio deportivo o para tener mejores opciones de ganar mucha pasta en su paso posterior por el deporte profesional.

Estos populares “one and done” actuales no ayudan a desterrar esa imagen de que la mayoría de ellos no tienen muchas luces debido a que rechazan una educación de primer nivel para alcanzar sus sueños deportivos y económicos saltando a las grandes ligas profesionales, aunque bien es verdad que en ocasiones los condicionantes económico-sociales y familiares también tienen mucho que ver en sus decisiones.

Kareem Abdul-Jabbar llegó a solicitar que el límite de edad para acceder a la NBA debería aumentar para con ello conseguir que el nivel académico y deportivo de los jóvenes estadounidenses mejorase al pasar más tiempo en sus universidades. Desde el punto de vista mercantil o económico, así como de las libertades individuales no parece correcto, pero desde el punto de vista del desarrollo personal de los jóvenes tal vez sería aconsejable.

2 comentarios:

Mo Sweat dijo...

Buena película; diferente, pero buena. Es un film que me miré así casi de casualidad, sin esperar demasiado, a diferencia de lo que pasa muchas veces, pero terminé con muy buen sabor de boca.

Saludos y felicidades (por San Jorge).

Jorge dijo...

Me alegro que te gustara. Yo suelo verla una vez al año.

Gracias Mo por tu felicitación, y que disfrutes del día, y del libro y la rosa que espero que te hayan y hayas regalado.

Publicar un comentario en la entrada

Bienvenido a BA-LON-CES-TO.

¡Muchas gracias por hacer tu comentario!