domingo, 26 de febrero de 2012

Mágico All Star Game de 1992

Por Jorge

La próxima madrugada el Anway Arena de Orlando vivirá el partido de las estrellas del All Star Weekend de la NBA. Hace veinte años el Orlando Arena fue entonces el escenario del retorno de “Magic” Johnson a las pistas tras el anuncio de su retirada el año anterior.


Magic All Star Game 1992
En aquella ocasión “Magic” deleitó a los aficionados realizando una exhibición de juego demostrando, con su habitual sonrisa en la cara, que ningún virus podría acabar con su magia. Esperando que el partido de este año sea igual de espectacular, recordemos aquel mágico All Star Game de 1992*.

“Magic” Johnson anunció su retirada del baloncesto profesional en noviembre de 1991 por ser portador del virus VIH (virus de inmunodeficiencia humana) causante del SIDA (síndrome de inmunodeficiencia adquirida). La NBA quedaba así huérfana de uno de sus mayores embajadores del espectáculo.

Por entonces los aficionados y la sociedad en general no tenían un conocimiento claro de todo lo que tenía que ver con este virus y su posible evolución, y ese desconocimiento unido al interés de Johnson por centrarse en mantener su salud fueron motivos suficientes para propiciar su retirada.

Sin embargo, las papeletas que se utilizaban para votar a los jugadores para el All Star (entonces no se hacía por Internet como ahora) ya incluían el nombre de “Magic”, de tal manera que pese a no jugar ningún partido durante la temporada fue el base más votado de la conferencia oeste. Y la NBA al tratarse de un partido de exhibición aceptó su participación.

Tim Hardaway que fue el base del oeste en activo más votado por los aficionados cedería su puesto en el quinteto titular, y “Magic” podría regresar al juego a pesar de la polémica que suscitaría su vuelta a la pista. Algunos jugadores manifestaron públicamente su temor a compartir cancha con un jugador infectado por el virus del SIDA, pero finalmente recibió el apoyo mayoritario y pudo jugar aquel partido.

Vaya si jugaría. Hollywood no habría podido escribir mejor guión para el retorno de uno de los mejores jugadores de la historia del baloncesto. El base de los Lakers jugó como si no hubiera estado ausente tanto tiempo de las canchas, mostrando un nivel físico que no desentonó con los jugadores en activo, y por supuesto añadiendo toda su habilidad y espectáculo al juego: ganchos, asistencias, triples, y su sempiterna sonrisa acompañando cada una de sus acciones.

Los números finales de “Magic” Johnson fueron de 25 puntos, 9 asistencias y 5 rebotes en 29 minutos de juego, lo que le valió ser designado como el MVP del choque que ganó la conferencia oeste (153-113).

Para el recuerdo quedará el último minuto y medio de partido en el que con el marcador ya decidido, “Magic” improvisó un par de unos contra uno frente a Michael Jordan, e Isiah Thomas con el siguiente resultado (la narración corresponde a la retransmisión de TVE con voz de Ramón Trecet):



Después de aquella exhibición vendrían los Juegos Olímpicos de Barcelona en los que “Magic” guiaría junto a otras leyendas al “Dream Team”, considerado por muchos como el mejor equipo de la historia del baloncesto, a la medalla de oro. Y luego volvería a jugar en la NBA parte de la temporada 1995-1996 con sus Lakers para retirarse después definitivamente. Pero los grandes aficionados al baloncesto jamás olvidarán aquel 9 de febrero de 1992, marcado en la historia del baloncesto como el del regreso de la magia al espectáculo de la NBA.





* Artículo que con alguna variación fue publicado en vavel.com el pasado 23 de febrero.

2 comentarios:

Mo Sweat dijo...

Un partido histórico donde los haya... Las imágenes del vídeo que has puesto forman parte ya de la historia del baloncesto.

Magic demostró que su baloncesto iba mucho más allá de la potencia física y del ritmo de competición; era pura magia desatada.

Saludos.

Jorge dijo...

No creo en lo que dicen muchos de que el tiempo pasado fue mejor, más bien todo lo contrario. Pero como disfrutamos Mo de algunos momentos como el de éste partido.

Imprescindible. Todos los años un visionado. Memorable.

Saludos.

Publicar un comentario en la entrada

Bienvenido a BA-LON-CES-TO.

¡Muchas gracias por hacer tu comentario!