viernes, 2 de agosto de 2013

Los mejores números 32 de la historia de la NBA

Por Jorge

Doscientos jugadores han utilizado el número treinta y dos a lo largo de la historia de la ABA y la NBA. Incluido un ganador de la Copa ACB con el TDK Manresa, Tellis Frank, que jugaría su carrera NBA en varios equipos (Warriors, Heat, Wolves).


Sólo ocho de esos doscientos lo utilizaron durante la pasada temporada 2012-2013, entre ellos Blake Griffin, que está en buena línea de completar méritos en el futuro para ser incluido en este ranking de los mejores. Repasa la lista y opina: ¿quién falta?, ¿cambiarías el orden?

10.- Sean Elliott

Alero complementario en los Spurs campeones de 1999, jugó toda su carrera con este número que San Antonio retiraría en su honor. Fue el primer jugador que tras un trasplante de riñón jugó en la NBA.

Elegido en el segundo quinteto rookie ideal en 1990, fue dos veces All Star (1993 y 1996), y en su palmares también está el oro del Mundobasket de 1986 formando parte de la selección de Estados Unidos.


9.- Richard Hamilton

Ahora sin equipo tras su paso la temporada pasada por Chicago, jugó también con el treinta y dos en los Wizards y sobre todo en los Pistons con quienes ganó un título (2004) y jugó otra final (perdida contra los Spurs en 2007).

Alero tirador destacado por su alto kilometraje sobre la cancha para zafarse de sus defensores y por su excelente tiro de media distancia.

Elegido tres veces para jugar el All Star Game, jugó con el mismo número en Connecticut a la que llevó a ganar el torneo NCAA de 1999 del que fue nombrado mejor jugador. Su universidad retiró este número en su honor.


8.- Fred Brown

Escolta que jugó toda su carrera para los Seattle Supersonics que retirarían este número en su honor.

Apodado “Downtown” por su buen tiro de media y larga distancia, ganó el título con los Sonics en 1979. Seleccionado una vez para jugar el All Star, fue el mejor porcentaje (44%) en la primera temporada que la NBA instauró el tiro de tres puntos (1979-80).


7.- Billy Cunningham

Jugó toda su carrera NBA en Philadelphia con los que ganaría el título de 1967 junto a Wilt Chamberlain. También guiaría a los Sixers al título NBA desde el banquillo como entrenador en 1983. Miembro del Hall of Fame desde 1986, también fue elegido entre los cincuenta mejores jugadores de la historia NBA en 1997 con motivo del cincuenta aniversario de la liga.


Alero todo terreno, promedió 21 puntos, 10 rebotes y 4 asistencias a lo largo de su carrera, y se permitió el “lujo” de “bajar” a jugar un par de temporadas a la ABA con los Carolina Cougars siendo elegido MVP de la competición en 1973.

Elegido en el mejor quinteto rookie en 1966, fue seleccionado para jugar cinco All Star (uno en la ABA), además de ser incluido tres veces en el mejor quinteto de la liga. Por supuesto su número fue retirado por los Sixers.


6.- Bill Walton


Pivot de notables fundamentos técnicos al servicio del juego en equipo, utilizaría el número treinta y dos en Portland y en los Clippers (en San Diego y en Los Angeles).

Precedido de gran fama antes de llegar a la NBA debido a su exitosa trayectoria en UCLA con la que ganaría un par de títulos de la NCAA (1972 y 1973), apenas pudo desarrollar su mejor juego como profesional en tres o cuatro años debido a sus problemas con las lesiones que le llevaron a quedarse en blanco tres temporadas, y a jugar sólo 468 partidos (en 10 cursos) a lo largo de su carrera.

Dos veces All Star, llevaría a los Blazers a su mayor éxito deportivo en 1977 ganando el anillo de campeón siendo el MVP de las finales. Luego en 1978 fue MVP de la liga, y al final de su carrera en Boston (aunque aquí con el número 5) ganaría otro título (1986) y sería elegido mejor sexto hombre de la competición.

La NBA le seleccionó entre los cincuenta mejores jugadores de la historia de la liga con motivo del cincuenta aniversario de la competición en 1997, y forma parte del Hall of Fame desde 1993. Su número fue retirado por los Portland Trail Blazers. Su hijo Luke Walton juega actualmente en la liga y cuando fue traspasado a los Cavaliers en 2012 jugó también con este número treinta y dos, a buen seguro como homenaje a su padre.


5.- Shaquille O´Neal

Shaq rompe (también lo hace Walton y el tercero de esta lista) el “requisito” establecido inicialmente para poder entrar a formar parte de un ranking de esta naturaleza pues en su caso no jugó diez temporadas totales (9) con este número ni al menos cinco con un mismo equipo (4 en Orlando).


Con los Magic utilizando este número fue elegido rookie del año (1993), seleccionado para jugar cuatro All Star Game, y disputó una final (1995, frente a los Rockets). Y durante sus tres temporadas y media en Miami también con el treinta y dos, además de destacar por su notoriedad, fue pieza importante en el título de los Heat (2006) además de añadir tres participaciones más en el All Star, y su inclusión en el mejor quinteto de la liga en 2005 y 2006.


4.- Kevin McHale


Quizá sorprenda una posición tan alta para este ala-pivot destacado por su juego en el poste bajo sin hacer mucho ruido pero con gran habilidad en sus movimientos de pies y mucho acierto en el tiro.


Formó parte de uno de los mejores “frontcourt” de la historia del baloncesto en los míticos Celtics de los 80 junto a Larry Bird y Robert Parish para ganar tres anillos de campeón de la NBA (1981, 1984, 1986).

Siete veces All Star, dos veces elegido mejor sexto hombre de la liga (1984 y 1985), tres veces en el mejor quinteto defensivo (tres más en el segundo), y parte del mejor quinteto de la liga en 1987. Miembro del Hall of Fame desde 1999.


3.- Julius Erving


El “Doctor J” sólo jugó cinco temporadas con este número, todas en la ABA, dos en los Virginia Squires, y sobre todo tres en los New York Nets (actuales Brooklyn Nets), pero su impacto en el juego y por supuesto méritos deportivos como ganar el título de la ABA en 1974 y 1976 valen para incluirle en esta lista de los mejores números treinta y dos de la historia.


Además luciendo este número, que por cierto retiraron los Nets mientras estaba en activo (en su última visita siendo jugador de los Sixers) sería cinco veces All Star de la ABA (ganando tres MVP del partido), cuatro veces elegido para formar parte del mejor quinteto de la liga, tres MVP de la temporada, una vez en el mejor quinteto defensivo, y dos veces máximo anotador de la competición.


Icono en el arte del mate, ganó el primer concurso de la historia celebrado en 1976 durante el descanso del partido All Star de la ABA:


2.- Karl Malone


Prototipo del power-forward, Malone era un ala-pivot capaz de anotar tiros de media distancia, jugar en el poste bajo y correr el contraataque. Jugó toda su carrera con el número treinta y dos con los Jazz salvo su última temporada (nº 11 en los Lakers).


El palmarés individual de Malone es muy extenso, pero se puede resumir en once veces en el mejor quinteto de la liga, tres veces en el quinteto defensivo ideal, catorce veces All Star (2 MVP), 2 MVP de la temporada, jugador que más tiro libres intentó y anotó en la historia de la liga, y es el segundo máximo anotador de todos los tiempos.

Sin embargo es uno de los históricos de la NBA (seleccionado entre los cincuenta mejores en 1997) que no pudo ganar el título (tres veces finalista). Curiosamente, su hija, Cheryl Ford, si ha ganado el título de la WNBA tres veces.
Ganó dos oros olímpicos con la selección de Estados Unidos (1992 y 1996), y forma parte del Hall of Fame desde 2010. Por supuesto, su número fue retirado por los Utah Jazz que también le homenajearon con una estatua situada junto a la de su inseparable compañero John Stockton a lado de la cancha del equipo.


1.- Earvin "Magic" Johnson


Considerado uno de los mejores jugadores de la historia del baloncesto, sin duda es uno de los más influyentes en el devenir de la NBA tras irrumpir en la liga en 1979 junto a Larry Bird.


Su palmarés individual incluye 3 MVP de las finales, 3 MVP de temporada regular, 2 MVP del All Star Game (12 participaciones), 9 veces en el mejor quinteto, y 3 veces mejor pasador de la liga.


Su palmarés colectivo le hace reunir títulos en todas las competiciones que jugó: campeón estatal de Michigan en 1977 jugando para el Everett High School de su Lansing natal durante su etapa escolar, luego campeón de la NCAA con la universidad de Michigan State en 1979, campeón de la NBA (5 veces), y campeón olímpico en 1992 formando parte del mejor equipo de la historia (“Dream Team”).

Incluido en el Hall of Fame desde 2002, su número treinta y dos fue retirado en su honor por los Lakers. Charles Barkley, jugaría la temporada 1991-92 con el número treinta y dos (tuvo que pedir permiso a Billy Cunningham pues los Sixers lo habían retirado en su honor) en homenaje a “Magic”.

Retirado de la competición en 1991 al ser portador del virus VIH, regresó para jugar el All Star Game de 1992 a petición popular realizando una de las mejores actuaciones de su carrera:


Base alto (2.05 m) que era capaz de dominar el juego desde todas las posiciones, es reconocido por su visión del juego y facilidad para el pase, siendo su mayor cualidad la capacidad que tenía para hacer mejores a sus compañeros. Tiene el mejor promedio de asistencias de la historia de la NBA (11 por partido).

3 comentarios:

Mo Sweat dijo...

Bufffff!!!... Impresionante lo de este número, que una leyenda del nivel de Bill Walton haya caído hasta el 6º puesto...

Yo no situaría a Shaq tan abajo... Aunque supongo que aquí no tienes en cuenta su etapa en los Lakers donde lució el nº 34... Ni situaría a McHale por delante de Shaq y Walton, pues ambos son claros MVP's de la NBA y McHale es un All-Star, pero nunca optó al nivel de MVP.

Grandes recuerdos de Sean Elliott, un jugador que siempre me gustó mucho y me cayó bien.

Saludos.

Jorge dijo...

Claro Mo que no tengo en cuenta la etapa Laker de Shaq, ya alcanzará mejor posición llegado el número 34.

Walton, la verdad es que apenas le he visto en algún reportaje, pero si uno mira sus números no son para tanto, y sobre todo, se puede decir que apenas jugó tres temporadas en la NBA.

Y en cuanto a McHale, es debilidad personal. Me gustan los jugadores que no hacen ruido pero son muy buenos.

Saludos.

jcol98 dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.

Publicar un comentario en la entrada

Bienvenido a BA-LON-CES-TO.

¡Muchas gracias por hacer tu comentario!